Bienvenidos a Agua Pura Vida

Siete municipios de la comarca de Barcelona sufrirán una reducción de la presión hídrica en marzo por la sequía

Un total de siete municipios de la comarca de Barcelona verán una bajada de presión hídrica en marzo. Se trata de una de las principales medidas anunciadas por el Área Metropolitana de Barcelona (AMB) el 28 de febrero para combatir los graves efectos de la sequía en Cataluña, por la que la Agencia Catalana de l’Aigua (ACA) ha declarado el estado de alarma. 

En las próximas semanas también se enviarán cartas a los hogares que consumen más de 200 litros de agua por persona al día (el umbral establecido en las primeras etapas de la emergencia) en las que se pide aumentar los esfuerzos para reducir el consumo de agua. Esto incluye aproximadamente a unos 24.000 abonados domésticos. Además, la carta recuerda que mientras continúe la crisis del agua, está prohibido llenar piscinas privadas, regar jardines privados y lavar coches, excepto en instituciones especializadas.

Las tarifas del agua aumentarán: para muchas familias, la factura aumentará entre dos y cuatro euros.

A partir del 11 de marzo se reducirá la presión de la red en los municipios de Begues, Cervelló, Corbera de Llobregat, La Palma de Cervelló, Sant Vicenç dels Horts, Sant Just Desvern y Tiana. El objetivo es minimizar las dotaciones «para maximizar los recursos si la situación no mejora a medio plazo».

En caso de continuar la situación actual de sequía, se prevé extender las medidas de reducción de presión a otros municipios, priorizando los que tienen las dotaciones más elevadas.

Sanciones económicas

En caso de «uso no autorizado del agua» por parte de los usuarios, la AMB recuerda al municipio que tiene derecho a abrir un expediente que podría derivar en sanciones económicas. Esta carta se dirige, por tanto, a los hogares, pero especialmente a los usuarios considerados como grandes consumidores, que utilizan más de 20.000 m3 de agua al año y están conectados a una red de distribución (industrial o grandes superficies). En estos casos, se requiere un resumen de las medidas de conservación del agua implementadas hasta la fecha, distinguiendo entre agua de proceso y otros usos.

Afectaciones por la bajada

Normalmente, la presión de las redes de agua de la capital se regulaba «al límite más bajo permitido por el Reglamento del Servicio Metropolitano». El AMB señala que, dependiendo de una variedad de factores, las presiones que caen por debajo de los límites regulatorios podrían tener un impacto negativo en los servicios. Sin embargo, “con un consumo reducido y similar al actual, las afectaciones serán mínimas y no destacables”.

Por el momento, se espera que la situación no vaya a peor y que poco a poco estas medidas preventivas vayan desapareciendo. De lo contrario, deberán endurecerse, lo cual puede que suponga aún más dificultades para la población Catalana.

Mientras tanto, les recomendamos tomar algunas medidas de ahorro que les puedan ayudar en su dia a dia:

Leer más: Siete municipios de la comarca de Barcelona sufrirán una reducción de la presión hídrica en marzo por la sequía
X